10 Cosas que nunca debes hacer al bañar a tu bebé


Sin duda, ser madre es una tarea muy complicada que requiere de toda nuestra atención y nuestro esfuerzo, pues nuestros bebes son lo más importante para nosotras y es por eso cuidamos cada detalle, sobre todo aquellos que pueden resultar peligrosos, tal como bañar al bebé. 

Cada mamá va a desarrollando diferentes estrategias para bañar a su bebé de forma práctica y segura, sin embargo, existen ciertas cosas que jamás debes hacer al momento de bañar a tu pequeño, pues podrían ser muy peligrosas. Aquí te mencionaremos qué es lo que nunca debes hacer: 


10.- Nunca llenar la bañera 




Si utilizas una tina o recipiente, llénalo sólo de 10 a 15 cm con agua,  es decir, lo necesario para que el bebé se aclimate. Si tu bañera no cuenta con soporte para recostar al bebé, puedes utilizar una toalla al fondo de la bañera, lo cual evitará que tu pequeño se resbale y te dará mayor seguridad al momento del baño.

9.- Nunca, por nada del mundo, dejes a tu bebé en la bañera sin supervisión 


Un bebé podría ahogarse con tan sólo 5 cm de profundidad en el agua, por lo cual es sumamente importante permanecer atenta en todo momento y por ningún motivo separate de su lado.

8.- Nunca te excedas del tiempo


Durante el primer año el baño de un bebé no debe de durar más de 10 minutos debido a los cambios de temperatura a los que se expone y los riesgos que corre durante este. Recuerda, esto es por su bienestar.

7.- Ten cuidado con la temperatura


Antes de bañar a tu bebé, siempre verifica la temperatura. Cuando toques el agua esta  debe estar agradable, ni caliente, ni fría, sino tibia.

6.- Nunca lo sumerjas


Lo más recomendable a la hora del baño es tener un recipiente con agua a un lado del lugar donde lo estés bañando, de manera que puedas  tomar el agua poco a poco para enjuagar al bebé, pues no es para nada recomendable exponer a tu hijo al chorro directo durante los primeros meses.

5.- No abuses de los productos para la higiene 


Recuerda que la piel de tu bebé es delicada, así que no uses productos en exceso  y por favor, asegurate que los que uses, sean neutros y especiales para bebé.

4.- No es necesario que lo bañes a diario


Los primeros meses tu bebé debe ser  bañado solamente de 2 o 3 veces por semana, pues recuerda que su piel es delicada y en realidad, no se ensucia mucho.

3.- Cuida el ambiente y el horario


Cierra la puertas y ventanas de la habitación donde bañes a tu bebé para evitar corrientes de aire y que el ambiente conserve su calidez. Así mismo, Procura establecer una rutina con el horario de su baño, pues esto ayudará a ir regulando sus ciclos de sueño y alimentación.

2.- Debes estar 100% preparada


Recuerda prepararte con todo lo que necesites como la toalla, ropa del bebé y pañal. Además, procura bañarlo antes de su toma de leche para que no sienta su estómago lleno mientras lo bañas.

1.- ¿Cuándo bañar al recién nacido?


Especialistas recomiendan bañar al recién nacido algunos días o incluso una semana después de su nacimiento, pues al nacer los bebés están cubiertos de una sustancia pegajosa llamada vernix que mantiene su piel hidratada y evita que se reseque o agriete, además ejerce una función protectora frente a infecciones.


Mientras el bebé aún tenga el cordón umbilical, se recomienda bañarlo con esponja, para evitar que el agua toque esa zona.

No tengas miedo de pedir ayuda si lo consideras necesario… Poco a poco,  bañar a tu bebé será una tarea más fácil para ti.

Recomendados
Recomendados